Gligorić, el ajedrecista partisano

Por Horacio Olivera

El término “partisano​” alude a los combatientes que, organizados como guerrillas, se oponen a un ejército invasor. Más concretamente, es habitual que se identifique con el mismo a aquellas milicias irregulares u organizaciones clandestinas que operaron en países ocupados por el nazismo en el transcurso de la Segunda Guerra Mundial.

En el por entonces llamado Reino de Yugoslavia, estos movimientos de resistencia a la ocupación, liderados por el famoso Josip Broz “Tito”, cobraron muchísima importancia promediando la guerra e incorporaron cientos y miles de miembros dispuestos a sacudirse el yugo opresor y hasta a dar la vida por la patria.

Hubo entre ellos un joven de veinte años con perfil de intelectual, algunos conocimientos de matemáticas y evidentes dotes para el juego del ajedrez, pues ya había ganado varios torneos de singular fuerza, entre los que destacaban sus tres triunfos en el Campeonato del Club de Ajedrez de Belgrado, el más fuerte de su país.

Svetozar Gligorić

Y parece que Svetozar Gligorić, que es de él de quien estamos hablando, no solamente tenía habilidades en el arte de los trebejos, pues poco después de alistado le asignaron la responsabilidad de comandar una pequeña unidad de batalla, provista de mortero y ametralladoras. También parece que supo cómo hacer su trabajo y realizarlo con la valentía propia de un consumado combatiente, pues al finalizar la guerra en 1945, retornó a su Belgrado natal portando dos condecoraciones y el grado de Capitán.

Gligorić retomó el ajedrez tan pronto como pudo. En Novi Sad de ese mismo 1945 alcanzó el segundo puesto en el primer Campeonato de la gran Yugoslavia. Y al mismo tiempo, comenzó a trabajar en una profesión que ejercería en paralelo a la de ajedrecista durante gran parte de su vida: contratado como periodista especializado en política internacional por uno de los diarios más influyente de Belgrado, fue su pluma tan ágil y brillante que poco después también el semanario más importante de Yugoslavia lo incluyó en su staff, culminando finalmente en Radio Belgrado una carrera de treinta y dos años ininterrumpidos en los que complementó sus labores en los medios con las más destacadas actuaciones en los tableros del mundo.

Tan brillantes fueron sus desempeños ajedrecísticos durante más de tres décadas, que con decir que ganó, en solitario o empatado, más de cincuenta certámenes internacionales de primera línea, quizá no se necesitara hacer mención de otros logros para ponderar sus merecimientos. Pero si queremos dar una dimensión aún más ajustada sobre la performance de este brillante jugador en los tableros del mundo, ha de decirse también que fue nada menos que once veces campeón de su país (lugar de gran tradición y enorme fuerza ajedrecística) y que durante su período activo defendió decenas y decenas de veces el primer tablero yugoslavo en Olimpíadas y toda clase de competiciones por equipos.

Obviamente, Gligorić volcó también en el ajedrez su experiencia periodística y literaria. Así, fue corresponsal de medios de comunicación yugoslavos en muchos eventos de relevancia ajedrecística, incluso en aquellos en los que él mismo tomaba parte como jugador. Y plasmó su saber ajedrecístico en más de una treintena de libros, entre los que sobresalen el “Best Seller” sobre el match Spaski vs. Fischer de 1972 (que vendió más de 400.000 ejemplares) y su legado mayor, “Yo juego contra las piezas”, una colección de sus mejores 130 partidas analizadas por él mismo.

Acaso su pasado combatiente hay influido decisivamente en su manera de encarar el ajedrez, pues  el “ajedrecista partisano” fue un jugador de estilo aguerrido y tenaz, poco proclive al juego pasivo y afecto a tomar tantos riesgos como fueran necesarios para buscar la victoria. Investigador incansable de la teoría de aperturas, se le debe, junto a Géler y a Bronstein, el desarrollo y la puesta en práctica durante los años cincuenta, de la por entonces menospreciada y  luego tan popular Defensa India de Rey, de la que fue un fiel partidario y varias de cuyas variantes más difundidas recibieron la prueba de fuego en sus partidas.

El enorme prestigio de esta gran figura del ajedrez mundial, hizo que fuera convocado muchas veces para desempeñar funciones como autoridad ó árbitro en matches y torneos de alto nivel,  de los cuales deben destacarse nada menos que doce encuentros de Torneos de Candidatos FIDE, así como la Olimpíada de Salónica en 1988 y muy especialmente, por la visibilidad que el evento tuvo, el famoso encuentro Kárpov-Kaspárov de 1984/5, donde ofició de árbitro principal.

Vivió una larga vida el Gran Maestro Gligorić. En sus últimos años, era habitual su presencia como invitado especial o ya como simple espectador en los grandes certámenes, venerado y homenajeado por quienes lo admiraron desde siempre, abrevaron en su sabiduría y, en muchos casos, siguieron su ejemplo deportivo.

Falleció en su querida Belgrado en 2012, próximo a cumplir 90 años.

Sobre el autor:
Horacio Olivera es un ajedrecista de Primera Categoría de la Federación Metropolitana de Ajedrez de la República Argentina y socio fundador del club Torre Blanca de la ciudad de Buenos Aires.
Como ajedrecista, fue subcampeón metropolitano juvenil, campeón metropolitano y nacional de los Torneos Evita (1973), finalista de Campeonato Argentino Juvenil (1974) y sub-campeón de las provincias de Chaco y Corrientes (en los años 90).
En su calidad de investigador ha sido colaborador del diario Página 12 y del sitio web Ajedrez 12.
Actualmente, participa del programa radial Frente al Tablero, que se emite desde la Radio Porteña 89.7 de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires los viernes a las 20.00, en donde se abordan cuestiones vinculadas al ajedrez con las dimensiones educativa, terapéutica y pedagógica.
Asimismo, ha oficiado en su país de panelista en diferentes Encuentros relacionados con la Historia del Ajedrez.
Horacio Olivera

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s